La Boda de Natalia y Javier

El traje de novia de Natalia

novia real Martha peters

“Me gusta mucho tu vestido de novia porque, ¿sabes? es blanco y negro como esta boda, como tú.” La amiga de la novia que pronunció estas palabras acertó de lleno. Y es que ninguna otra combinación hubiera reflejado mejor lo que sucedió aquel día.

Natalia y Javier se conocieron en la escuela de idiomas en el año 2011. Ella siempre llegaba tarde, impidiendo así pasar desapercibida. Él se sentaba en la silla que estaba frente a la puerta, siendo la primera cara que encontraba cada vez que interrumpía la clase de alemán. Al final, Javier acabó guardándole un sitio para no tener que molestar a todo el mundo cada vez que entraba tarde. Ese mismo verano viajaron a Münich para hacer un curso dos semanas antes de volver a examinarse en septiembre, ya que, ambos habían suspendido los exámenes de junio. Debían estar pensando en otra cosa… 

Meses después comenzaron a salir, un año más tarde se fueron a vivir juntos y en el año 2015 se casaron. Algo impensable para Natalia, que siempre había considerado que nunca daría el ‘Sí, quiero’, y mucho menos por la iglesia al no estar bautizada. Pero lo hizo. Se casó en la catedral de La Seo de Zaragoza, por el rito católico y tuvo una boda tradicional. Como anécdota, cuando llegó al altar, el cura que oficiaba la ceremonia la miró de arriba abajo y le dijo: “Me encanta tu vestido.”

Curiosamente, el año anterior creamos el vestido de novia de su hermana, el de su madre y el de Natalia como invitadas. Y en esta ocasión, tuvimos el gusto de vestir de nuevo a su madre y a su hermana, y confeccionar el vestido de novia de Natalia.

Su traje, un dos piezas bicolor en blanco y negro, compuesto por un corset de seda natural y guipur y una falda con motivos florales en la parte inferior, fue para ella la representación de su unión a Javi porque, según ella, aunque ambos son totalmente opuestos, se combinan a la perfección.

Su ramo de novia, elaborado por Flores Marbid, estaba compuesto por orquídeas wanda y rosas de dos tamaños en tonos morados y verdes, al igual que las invitaciones y los colores de su casa.

A Natalia, las orquídeas le recordaban a su madre, las rosas blancas le gustaban para rebajar la intensidad de tonos y las rosas mini eran como las que Javi cortaba del rosal de su madre y se las llevaba cuando iba a buscarla al trabajo.

También, decoraron la iglesia con centros de anastasias blancas, y dos amigas hicieron pulseras naturales que pusieron en la puerta. En cuanto al calzado, Natalia escogió unos zapatos de Chie Mihara, muy cómodos y que a día de hoy se sigue poniendo.

La celebración se llevó a cabo en la finca Sansui de Zaragoza. Y la tarta fue elaborada por una pastelería de Utebo llamada ‘Golosas. Más que tartas’, así como también las galletas que repartieron a los invitados. A los niños les regalaron unas tazas con un dibujo personalizado y su nombre pintado por una amiga de Natalia que hace detalles para bodas y a los bebés un mini peluche, a juego con la tarta. Todo fue como la seda, a excepción del fotógrafo que tenían contratado, ya que no apareció. En su lugar, el fotógrafo Hugo Salvador, del estudio Dolce Vita, acudió al rescate y realizó un magnífico trabajo con las imágenes de la pre-boda y de la ceremonia.

A pesar del contratiempo, finalmente todo salió perfecto. Al igual que su vestido, el más perfecto que Natalia hubiera podido imaginar y, que la gente que la conoce bien, reconoció al instante. Como su amiga.

novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters
novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters novia real Martha peters


SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG Y PODRÁS ENTERARTE DE TODAS LAS NOVEDADES: NOTICIAS, TENDENCIAS, NOVIAS REALES… CADA SEMANA UN NUEVO POST. ¡ESPERAMOS QUE OS GUSTE!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *