El ‘Sí, quiero’ de Jana y Guillermo

Una boda en Ligüerre de Cinca

Era noviembre de 2017 y Guillermo y Jana estaban en Madrid. En un principio habían quedado con unos amigos para escaparse a la sierra madrileña pero la pereza hizo que finalmente acabaran yendo los dos solos. Era un día invernal, frío, pero con solazo. En definitiva un día radiante y el menos pensado para una romántica propuesta de matrimonio. Pero Guillermo llevaba tiempo ‘preparándose’ y decidió dar el paso, de rodillas y al lado de un precioso riachuelo. Tan inesperado como romántico. Ambos se ilusionaron tanto que enseguida se lo comunicaron a todo el mundo y comenzaron la organización para hacer realidad su gran día cuanto antes.

novia real en el pirineo

En un primer momento pensaron en una bodega para celebrarlo porque a los dos les encanta el Sigue leyendo